Receta de Atún Encebollado guisado

El atún encebollado es un guiso tradicional de Cádiz muy sencillo de hacer y muy saludable, recomendado sobre todo para personas que tengan problemas cardiovasculares. Cualquier nutricionista te recomendará comer pescado y verduras, y el atún encebollado combina ambos ingredientes en una receta muy sabrosa y natural.

El atún encebollado es un plato marinero tradicional que básicamente es un guiso de atún cortado en tacos junto con cebolla pochada, aromatizado con hojas de laurel y vino según cada receta.

Normalmente el atún encebollado se prepara al horno o guisado, nosotros en esta web os vamos a enseñar a hacerlo guisado pero también se puede hacer perfectamente al horno.

Raciones: 4

Ingredientes para preparar atún encebollado

800 gr de atún

3 cebollas de tamaño mediano

2 dientes de ajo

100 ml de aceite de oliva

1 cucharada de un vinagre de buena calidad

Media cucharada pequeña de pimentón dulce

Media cucharada pequeña de orégano seco

1 hoja de laurel

Medio vaso de agua

Sal y pimienta negra

Preparación del atún encebollado

1. Lo primero que haremos será pelar las cebollas y cortarlas en tiras largas y finas. También cortaremos ahora el ajo en rodajas. En cuanto al atún, deberemos cortarlo en taquitos cuadrados de unos 2 cm de lado, también nos lo puede cortar el pescadero si se lo decimos al hacer la compra. Cuando tengamos cortado el atún en cuadraditos, le echaremos sal y pimienta molida a nuestro gusto. A la hora de realizar esta receta debemos tener en cuenta que el atún cortado en cuadraditos es un producto muy delicado, por eso deberemos manipularlo con mucho cuidado durante la elaboración de toda la receta para evitar que nos quede un atún encebollado deshecho.

2. A continuación pondremos a calentar en una cacerola 60 de los 100 gr de aceite a fuego medio-alto. Cuando veamos que el aceite está caliente echaremos los taquitos de atún a la cacerola para que se vaya haciendo, y cuando veamos que el atún ha cogido color por todas partes sacaremos el atún y lo guardaremos en una plato hondo de momento.

3. En este momento pondremos el resto del aceite en la cacerola y añadiremos los ajos cortados previamente. Cuando los ajos se hayan dorado echaremos la cebolla cortada, la hoja de laurel y media cucharada pequeña de sal. Lo dejaremos todo a fuego medio durante unos 20 minutos más o menos, hasta que la cebolla esté tierna. Para comprobar que la cebolla está tierna deberemos probarla. Si vemos que sigue dura la deberemos dejar un rato más al fuego hasta que esté blanda.

4. Entonces subiremos el fuego y añadiremos la cucharada de vinagre, para después rascar el fondo de la cacerola con una cucharada de palo (para que no se ralle) durante al menos un minuto, consiguiendo así que se suelten los sabores que el atún dejó anteriormente.

5. En este momento apartaremos la cacerola del fuego y añadiremos el pimentón y el orégano. Lo removeremos todo y le añadimos al agua el atún que teníamos guardado. El agua hará que la cebolla quede más melosa. Ahora lo dejaremos a fuego medio hasta que se evapore el agua.

6. Y ya está. Para finalizar solo tenemos que probar el guiso de atún encebollado para ver si está bien de sal o si hay que añadirle más, ¡y listo!